Gobierno regional decreta el 29 de enero “Día de la Gastronomía Neoespartana”

0

El gobernador del estado Nueva Esparta, Morel Rodríguez Ávila, emitió el decreto que establece la última semana de enero de cada año la “Semana de la Gastronomía Neoespartana” y el día 29 de enero de cada año como el “Día de la Gastronomía Neoespartana”, en reconocimiento al acervo cultural de la región insular.

En salvaguarda del patrimonio inmaterial de la entidad, quedó establecido con el número 0892-2024, publicado en la Gaceta Oficial E-3125 con fecha 25 de enero del año en curso, y da cumplimiento a la solicitud emitida por parte de la Asociación de Cronistas Oficiales del estado Nueva Esparta y del Instituto Iberoamericano de Recreación Turismo y Gastronomía.

El Gobierno regional considera que la alimentación y sus procesos históricos son un patrimonio que refleja la identidad de los pueblos, y que la gastronomía es un elemento que contiene los saberes, sabores y tradiciones de la región, que se expresan en el arte culinario y que forman parte del inventario de atractivos que ofrece la industria turística.

En tal sentido, se reconoce la gastronomía como parte de la cultura, la cual es un derecho permanente e irrenunciable del pueblo, y en su compromiso con este, establece las políticas necesarias para proteger y promover las manifestaciones que caracterizan el arte culinario y sus protagonistas.

El estado Nueva Esparta, a pesar de su rica tradición culinaria, no contaba con una fecha precisa para el reconocimiento de los baluartes de su gastronomía. Sin embargo, gracias a la gestión de gobierno de Morel Rodríguez Ávila, se logró dar un merecido reconocimiento a los hombres y mujeres pioneros de la cocina neoespartana. Entre ellos se encuentran Rómulo Castillo, Deogracio “Gacho” Salazar, Severino “Cachicato” Marín, Francisca “Chica” Guerra, Trina Miguelina Marcano, Dorina Marín, Jesús Rojas, Isabel Marín, Rosenda Marcano, Rafael Rojas, Ana Trinidad “Chana” Uzcátegui, Asunción “Chona” González, Carmen “Sanga” Marín, Esther González, Pilar Cabrera, Cynda “La Galleguita de Oro” Seijas, y Rubén Santiago, un margariteño nacido en Trujillo. Estos incansables trabajadores dejaron un legado invaluable en la región, no solo por su sazón único, sino también por su amabilidad y dedicación a la cocina neoespartana.

Share this content:

Deja un comentario